Las pseudoterapias

Las pseudociencias y las pseudoterapias constituyen un conjunto de prácticas o conocimientos cuya efectividad no ha sido demostrada científicamente para tratar la dolencia para la que se ofertan, o bien porque resultan imposibles de replicar. Estas pseudoterapias promueven la idea de la curación, prevención o mejoría de la sintomatología a través de distintos procedimientos basados en resultados aislados, imprecisos, obtenidos de forma no sistemática y sin contar con ningún aval científico.

Riesgos de las pseudoterapias

La peligrosidad de estas prácticas reside, principalmente, en abandonar los tratamientos sí comprobados científicamente, o en utilizarlos de manera complementaria, pues podrían ser incompatibles con los tratamientos oncológicos prescritos por el médico especialista. Además, existen algunas pseudoterapias que son peligrosas por sí mismas debido a los efectos negativos potencialmente peligrosos que pueden producir, tanto a nivel físico como en el ámbito psicológico.

Así, las pseudoterapias operan en ámbitos donde la ciencia no llega o donde no ha ofrecido resultados satisfactorios y suelen ser hábiles en el manejo de los medios de comunicación y en el manejo de las emociones del gran público. 

Para una información más detallada acerca de las pseudoterapias más conocidas y/o relevantes, recomendamos la consulta de la web que posee el Observatorio contra las Pseudociencias, Pseudoterapias, Intrusismo y Sectas Sanitarias del Consejo General de Médicos.

Contenido relacionado